Archivo del mes de agosto de 2016

MARCHAMOS 24 HORAS POR EL DERECHO A TRABAJAR

Luego de marchar 24 horas de forma ininterrumpida, concluyó la Marcha de la Resistencia convocada por la Asociación Madres de Plaza de Mayo y más de 30 organizaciones políticas, sociales y culturales bajo la consigna “Por el derecho a trabajar, resistir sin descansar. Cristina conducción”.

Como cierre de la histórica jornada hubo cinco discursos: Mario Secco, intendente de Ensenada; Edgardo Depetri, diputado y dirigente gremial; Agustín Rossi, miembro del Parlasur; Hebe de Bonafini, presidenta de la Asociación; y el diputado Máximo Kirchner, hicieron uso de la palabra.

Antes de los discursos sobre el escenario –de espaldas a la Casa Rosada- los participantes habían logrado el objetivo de sostner la movilización durante 24 horas ininterrumpidas, pese a la lluvia y el viento que protagonizaron la jornada, incluyendo la caída de granizo. La cantidad de gente que participó desde el viernes a las 17 horas, hasta el sábado al mismo horario, forzó a que la marcha se hiciera alrededor de la Plaza misma y no de la Pirámide, como es habitual.

La Cámpora, Nuevo Encuentro, La Néstor Kirchner, el Frente Transversal, ATE Capital, Kolina, el Movimiento Alfonsinista, la CTA, el Frente Grande, entre otras, fueron las organizaciones convocantes a la actividad, junto a las Madres que, esta vez, decidieron poner esta herramienta de lucha, parida por ellas en 1981, a disposición de las organizaciones del campo popular.

Desde ayer, cada hora de movilización fue celebrada con aplausos, a la vez que cada una de las vueltas alrededor de la Plaza fue realizada con cantos alusivos al derecho al trabajo y al proyecto nacional que lidera Cristina Fernández de Kirchner. En el medio, artistas populares acompañaron con canciones el desarrollo de la marcha.

Ya en relación a los discursos, el intendente de Ensenada, Mario Secco, comenzó asegurando que era un gusto estar compartiendo ese momento histórico en una nueva Marcha de la Resistencia. “Nos duele tremendamente cuando vienen a destruir lo que nosotros supimos construir con un gobierno nacional y popular, con ese legado que nos dejaron Néstor y Cristina, al que acompañamos con una lealtad inquebrantable”, sostuvo luego.

En otro tramo, se refirió a la necesidad de organizarse para frenar el ajuste del gobierno: “Hay que replicar esa frase que dijo Hebe a lo ancho y a lo largo del país: ‘Macri, pará la mano’. Porque está dañando al pueblo argentino y nos está haciendo calentar”. “Hay que ponerle el cuerpo a las ideas, ir calentando los motores. No se hagan problema por aquellos que corren atrás de la billetera y que votan un montón de barbaridades en contra del pueblo argentino. Está el pueblo para dar el escarmiento. Abajo las bases están en intactas”, agregó. En ese tono, afirmó: “Si los dirigentes están cagados, que se vayan a la mierda. La patria nos demanda que estemos a la altura de las circunstancias”.

Para terminar, se preguntó: “¿Saben que linda que va a estar la plaza cuando volvamos con Cristina y todos los compañeros leales?”.

En tanto, Edgardo Depetri expresó: “Hoy estamos acá en solidaridad y tendiéndole la mano a los más de 200.000 compañeros despedidos por el macrismo“. “La política que impulsa hoy el macrismo es la misma política económico que inicio Videla y Martínez de Hoz”, añadió.

“Este es el gobierno del Poder. Por eso no dudaron en iniciar la liquidación del sistema previsional y hacer que hoy nuestro pueblo tenga más de 5 millones de pobres”. Además, dijo: “No nos vengan a joder. Nosotros tenemos claro dónde tenemos que estar. Tenemos que estar en la oposición a este gobierno, lo tenemos que enfrentar y tenemos que movilizar y articular una gran fuerza nacional”. “Defender el proyecto nacional de Cristina es defender el trabajo”, postuló.

En otro tramo, Depetri afirmó que “cuando Néstor y Cristina estuvieron en la Casa Rosada el único interés que defendieron fue el del pueblo argentino”. “Le decimos a la CGT unificada que tiene que convocar a un paro general de todos los trabajadores, junto a la CTA, para frenar el ajuste”. Sobre el cierre, dijo: “Hay que construir, junto a Cristina, la salida política que nuestro pueblo merece y luchar por el derecho al trabajo, resistir sin descansar. Cristina conducción para la reconstrucción de la patria”.

A su turno, Agustín Rossi expresó una frase largamente aplaudida: “Hay más kirchnerismo en el pueblo que en los dirigentes”. “Basta de dirigentes que se desviven por ser políticamente correctos. Queremos que sean ideológicamente correctos”, agregó.

El diputado del Parlasur postuló, además que “lo que quieren generar es tratar de transmitir que en la Argentina hay un intento de desestabilización para después declarar el Estado de sitio y empezar a reprimir y suprimir derechos”. “Lo único que genera inestabilidad social es la política económica que está destruyendo todo lo que construimos durante doce años”, indicó.

“Somos militantes políticos, somos militantes populares, construimos poder en el seno del pueblo. No es, señor Presidente, el kirchnerismo el que está en contra de usted. Para su tristeza, o para su conocimiento, los que están en contra de usted son los argentinos, el pueblo argentino, inclusive algunos que lo votaron el 22 de noviembre”. “Es la política económica lo que este Gobierno necesita cambiar”, señaló.

Rossi dio que “el gobierno lleva adelante denuncias de corrupción contra el kirchnerismo para tapar la protesta social que brota de cada uno de los pueblos de la Argentina”. Luego pareció dedicar algunas palabras al senador Miguel Pichetto: “En la democracia moderna, el presidente del bloque de un partido defiende a la presidenta de su partido, no se pasa el día y las horas defendiendo al presidente de otro partido”. “La resistencia es un acto legítimo de cualquier pueblo para peticionar ante cada una de las acciones”, sostuvo.

Por último, expresó: “Tenemos la posibilidad de construir esa gran fuerza política, ese kirchnerismo colectivo, ese sujeto colectivo que se construyó en base a las ideas y acción de Néstor y Cristina”.

Luego, Hebe de Bonafini comenzó afirmando que “me emociona volver con la Marcha de la Resistencia a esta plaza. Tuvimos doce años de felicidad que me hicieron pensar que nunca volvería esta marcha, pero desde que asumió este salvaje de Macri al poder empecé a pensar que íbamos a necesitar retomarlas”.

Luego, Hebe dijo que “tenemos que pensar mucho en los compañeros que no tienen trabajo. Por muchas razones no tienen trabajo: en gran parte, por el plan económico de Macri, pero también porque algunas veces no saben elegir a sus dirigentes sindicales. Hay que saber elegir, no elijan burócratas, no elijan tipos que tienen fabricas porque a veces, y ahora vemos que hay muchos en la CGT, son más malditos que el propio Ministro de Economía que tenemos ahora porque negocian a espaldas de ustedes. Negocian con las obras sociales, compañeros”.

“Conozco mucho de los chicos que faltaban, el 54 por ciento de los desaparecidos eran trabajadores, pero no eran burócratas, eran tipos que se jugaban todos los días por sus compañeros y hacían las reuniones fuera de las horas de trabajo. Ninguno se convertía en funcionarios, eran trabajadores, como corresponde”, añadió.

“Por eso hoy debe pensar en todos los compañeros sin trabajo y en que vamos a hacer por ellos. Hay que llenar las plazas y decirle: ‘Aquí estamos, compañeros, estamos por ustedes, para ayudarlos’. No debemos permitir que sigan echando gente”, pidió Hebe.

La presidenta de la Asociación afirmó que “Macri no llena ni un baño, nosotros llenamos las plazas y las calles y ese es el odio que nos tienen. Odian al peronismo, tienen odio de clase, el odio a esta gran maravilla que es un pueblo que viene del peronismo que Néstor y Cristina lo llevaron al máximo, nos hicieron muy felices, hay que aprender de sus discursos”.

Para cerrar el suyo, fue categórica al pedir que sean “generosos” con los compañeros que no tienen trabajo: “Compartan lo poco o mucho que tengan, se van a sentir mejor. Creo que vamos a hacer muchas marchas, me encanta organizarlas”. Para finalizar, le dejó un mensaje al presidente: “Macri, pará la mano. Sé que esta noche no vas a poder dormir. Te van a llenar la cabeza con que te queremos sacar. Te vas a caer solo, hijo de puta”.

Por último, fue el turno del diputado nacional Máximo Kirchner: “La verdad que tengo que agradecerles a las Madres la invitación a cerrar esta marcha. Siempre van sucediendo cosas que uno no espera y gracias a ustedes y a las Madres estas cosas que suceden suelen ser lindas y reconfortantes cuando a veces hay que llevar sobre la espalda todo el día el bombardeo mediático de aquellos que creen que defenestrando y estigmatizando van a poder ocular que fueron parte de la mentira que llevó al presidente a la Casa Rosada, cuando decían que no iban a endeudar, que no iban a subir las tarifas, que iba a haber trabajo y hasta de manera cínica, hablar de Pobreza Cero”, comenzó entre aplausos.

Luego, dijo: “Esta Marcha, al igual que la primera en 1981, se realizó porque los medios callaban y esta Marcha vuelve hoy porque los medios vuelven a callar lo que está pasando”.

En otro tramo, focalizó sus palabras en criticar las políticas que impulsa el gobierno: “Es lógico que un gobierno de CEOs, en vez de tener un plan de gobierno para el pueblo, tenga un plan de negocios para las transnacionales y para los que siempre han dominado a la Argentina”.

“El presidente dijo recientemente que los trabajadores ponen los palos en la rueda. Acusar a los trabajadores, y que lo diga un presidente, es lamentable, sobre todo mientras sube la desocupación. Habló de lluvia de inversiones y la única lluvia es ésta y ustedes están acá para iniciar el camino de la resistencia. Pero no es sólo una Marcha de la Resistencia, sino también una marcha de la construcción”.

Además, dijo: “Llama la atención que califiquen un simple acto democrático, como es que la gente se movilice, como un ‘plan subversivo’. Llama la atención que vean fantasmas en todos lados”. En ese sentido, se preguntó: “¿Qué es lo que pasa con la libertad de prensa que apoyan las medidas de fuerzas cuando las hacen los patrones y les da miedo cuando salen los trabajadores a la calle?”.

Máximo postuló, luego, la necesidad de dar respuesta al plan de ajuste: “Hay que enfrentar este modelo económico cuya principal consecuencia es explotar las miserias de todos y volvernos más individualistas bajo ese sentido común que de a uno somos todos buenos y todos juntos, una mierda. Este modelo económico es gélido y frío como la mirada del presidente: nada bueno anida allí para el pueblo argentino”.

“Aquellos que dejaron el Frente para la Victoria, aquellos que tienen a Perón y Evita en sus despachos y sudan peronismo tienen una segunda oportunidad: ya se equivocaron en el primer semestre, es tiempo de corregir y todos juntos ponerle freno porque vienen por la gente. No tengan miedo, no pasa nada. Hay que tener coraje para enfrentarlos donde hay que enfrentarlos. La única condición para estar todos juntos, para que no sea una unidad para ver qué lugar me toca en la lista es defender los derechos de estos doce años y conseguir muchos más”.

El Diputado tuvo tiempo para referirse a la campaña de victimización del gobierno: “Quieren hacerle creer a la sociedad que ellos son las víctimas. Que se queden tranquilos: tenemos un fuerte espíritu democrático. Aquellos mismos que hablan de desdramatizar la política, la dramatizan todo el día. Escuchaba en ese tono a una ex ministra de Trabajo, hoy ministra de Seguridad, polifuncional por donde se la vea, que tiene la mala suerte de integrar gobiernos que traen desocupación, hambre o represión. O elige mal o es mufa”.

Máximo alertó, entonces, sobre el poder de los medios de comunicación: “Abran los ojos con los medios de comunicación: no son Dios”.

Antes de terminar, contrastó las políticas de Macri con las de Néstor Kirchner: “Recién se pudo bajar la desocupación a menos de dos dígitos en 2007: cuatro años para llevarla de 20% a 9%; ocho meses para subirla casi al diez. Es mucho más fácil destruir que construir. Eso es lo que tenemos que entender. Que Macri no ponga cara de cansado. Los días de Néstor eran de 30 horas, no de 24. Él no es la víctima, él quiso ser presidente: tiene que defender a todos los argentinos, pensemos como pensemos. Que no juegue al nene triste. Si no le encuentra el agujero al mate que se lo busque”.

“Tenemos claro que primero está la patria. No nos vamos en disputas personales, ni como dijo él que quería tirar del tren a Néstor. Nosotros no queremos tirar del tren a nadie, queremos que se suban todos al mismo tren, queremos avanzar, queremos una Argentina más grande, justa, libre y soberana”, indicó.

Por último, afirmó: “Lo individual ya está para mí. Lo vi ser intendente, y transformar Río Gallegos, lo vi ser gobernador y transformar Santa Cruz, lo vi sacar a la Argentina del infierno, como decía él, peldaño por peldaño; la vi a Cristina pelearla todas, la pude ver a Cristina seguir sin él cuando muchos pensaban que por ser mujer no podía sola y con el pueblo al lado lo pudo hacer.
Si quiere tener coraje y voluntad, señor Presidente, un buen espejo es esta mujer que se la bancó sola. Ese 9 de diciembre esta plaza estaba repleta y si alguno quiere saber por qué está pasando lo que está pasando, los invito a escuchar ese discurso párrafo por párrafo, palabra por palabra: ahí Cristina advierte el tema del trabajo, advierte que van a venir por la libertad y le pide a cada argentino que haga valer sus derechos como los hizo valer durante los 12 años que gobernó este proyecto político”.

“Tenemos la enorme responsabilidad y la vocación de volver a construir una mayoría pero que quede claro que no va a ser una mayoría electoral para una victoria pírrica; nosotros queremos construir una victoria electoral sólida que garantice el desarrollo de cada uno de los argentinos. Vayan a buscarlos, abran los brazos, Argentina necesita que estemos juntos, que estemos unidos y que los trabajadores no sean un palo en la rueda, como se los acusó, sino la polea de desarrollo que necesita nuestra patria para volver a crecer, creer y volver a estar junto a todos ustedes”, concluyó.

JUICIO Y CASTIGO

Luciano Benjamín Menéndez sumó su condena 14 a prisión perpetua, esta vez por las 282 desapariciones (entre otros delitos) en el centro clandestino de detención conocido como “La Perla” de Córdoba

En la lectura de sentencia, que comenzó a las 11.47, el presidente del tribunal de enjuiciamiento, Jaime Díaz Gavier, declaró a Menéndez penalmente responsable de los delitos de “privación ilegítima de la libertad agravado por tratarse de un funcionario público, por el uso de violencia (dos hechos), por el uso de violencia y por haberse cometido para compeler a la víctima a hacer, no hacer o tolerar algo a lo que no estuviese obligada (297 hechos)”.

También por los delitos de imposición de tormentos (656 hechos); imposición de tormentos seguido de muerte (1); homicidio doblemente calificado por alevosía y por el concurso de una pluralidad de partícipes (52); homicidio calificado por alevosía, ensañamiento con tormentos agravados (1)’.

La pena perpetua también alcanza a su responsabilidad por los delitos de “desaparición forzada agravada por resultar la muerte de la víctima (281); desaparición forzada de un menor (1); allanamiento ilegal (2), usurpación por turbación del dominio (1)”.

Además de Menendez, fueron condenados a prisión perpetua los represores, Ernesto Barreiro, Héctor Pedro Vergez, Luis Martella, Héctor Chilo, Jorge Gorleri, Jorge González Navarro, Luis Gustavo Diedirchs, Jorge Exequiel Acosta, Carlos Villanueva, Juan Eusebio Vega, Ricardo Lardone, Emilio Morard y Arnoldo López.

La misma pena recibieron Héctor Raúl Romero, Eduardo Grandi, Mirta Graciela Antón, Yamil Jabour, Carlos Yanicelli, Juan Ramón Molina, Calixto Luis Flores, Marcelo Luna, Hermino Jesús Antón, Alberto Luis Lucero y Miguel Gómez.

El tribunal impuso penas de 21 años de prisión a Enrique Maffei, 20 años a José Luis Yañez, 11 años a Alberto Choux, 14 años a José Tófalo , cinco a Wenseslao Claro y Miguel Angel Lomoine, dos a Carlos Alberto Monti, ocho a Raúl Contreras y Reginaldo Castro y tres años a Rubén Broccos.

Sólo fueron absueltos Juan Carlos Cerutti, Antonio Filiz, José Idelfonso Velez y Francisco Melfi.

ETCHECOLATZ NO ES UNA CASUALIDAD

Cuando el Tribunal Oral Federal N° 1 de La Plata decidió otorgarle el beneficio de la prisión domiciliaria al genocida Miguel Etchecolatz, no fue por mera casualidad ni constituye un hecho aislado. Es un nuevo capítulo del lamentable y gravísimo retroceso en materia de derechos humanos que se está dando desde la llegada de Mauricio Macri a la presidencia.

Etchecolatz es un represor, un ex comisario que en cuatro oportunidades fue condenado a prisión perpetua por cometer múltiples crímenes durante el terrorismo de Estado, como secuestros, torturas, violaciones, desaparición y asesinato. Cometió delitos de lesa humanidad que no prescriben y que dejaron una herida profunda en nuestro pueblo, y está acusado además de desaparecer al compañero Julio López.

Es inadmisible que, tras doce años de políticas de Estado que enarbolaron las banderas de Memoria, Verdad y Justicia, hoy sea la justicia la que genere este tipo de retroceso. No sólo para los organismos de derechos humanos, sino para el conjunto de la sociedad que hace ya muchos años dijo “Nunca Más!”.

En ese marco, los organismos de derechos humanos realizaron ayer una conferencia de prensa en el Espacio de la Memoria (ex ESMA), de la que participaron la titular de Madres de Plaza de Mayo Línea-Fundadora, Taty Almeida; Lita Boitano de Familiares de Detenidos y Desaparecidos por Razones Políticas; Estela Carlotto de Abuelas de Plaza de Mayo; Elsa Usandizaga de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH); José Schulman de la Liga por los Derechos del Hombre; Agustin Cetrángolo de H.I.J.O.S. Capital;  Mabel Careaga de la Asociación de Familiares y Compañeros de los 12 de la Santa Cruz;  Adriana Taboada de la Comisión por la Memoria, la Verdad y la Justicia de Zona Norte y Pablo Llonto, periodista y abogado en varias causas de delitos de lesa humanidad.

Luego de realizar un breve homenaje a las víctimas de la Masacre de Trelew (a 44 años de aquella trágica fecha), los presentes coincidieron en la expresión de repudio y preocupación ante este pronunciamiento de la justicia.

Por su parte, Carlotto recordó que durante doce años Argentina fue modelo mundial en materia de derechos humanos, por lo que “parece mentira que después de 40 años tengamos que realizar esta conferencia de prensa por actos siniestros como este dictamen”.

A su vez, calificó a Etchecolatz de “personaje siniestro” y agregó que “la Justicia sabe bien quién es, lo juzgó y lo condenó, pero parece que estos son tiempos de considerarlo un pobre viejo que no merece lo que le está pasando”. La titular de Abuelas también criticó al secretario de derechos humanos, Claudio Avruj, por hablar “con los familiares de los genocidas como si tuvieran derecho a alabar a semejantes deshumanizados” y sostuvo que apelarán “al sentido común y a la memoria” del Estado y del Poder Judicial. Para finalizar, le pidió a los demás organismos que le soliciten “a la procuradora Alejandra Gils Carbó que los fiscales intervengan fuertemente en esto y que nos representen porque los vamos a acompañar”.

Etchecolatz no es una casualidad. Y esta medida judicial no es un acto jurídico más, es apenas la punta de lanza que evidencia que la prisión domiciliaria forma parte de las nuevas estrategias de impunidad.

Para muestra sobra un botón. Dejan sin injerencia a los organismos de derechos humanos en el Espacio de la Memoria, manejan discrecionalmente el Archivo de la Memoria, persiguen y detienen a Milagro Sala por enfrentarse con civiles que fueron cómplices de la dictadura, paralizan las señalizaciones y vacían los ex centros clandestinos, niegan la desaparición de 30.000 personas  y buscan instalar que en Argentina hubo una “guerra sucia” y que hay que “reconciliarse” con quienes cometieron los delitos más aberrantes de la historia.

Pero el pueblo tiene memoria y le canta piedra libre a su principal objetivo: impedir que avancen los juicios de lesa humanidad que involucran a varios cómplices civiles y económicos de la dictadura que hoy son CEOS del gobierno nacional. Saquen sus propias conclusiones.

A 44 AÑOS DE LA MASACRE DE TRELEW

Los militantes de La Cámpora en Chubut realizaron diversas actividades en el marco del 44 aniversario de la “Masacre de Trelew”, en la que fueron fusilados 19 militantes políticos pertenecientes a las organizaciones ERP, FAR y Montoneros.

El 22 de agosto no sólo representa el prólogo de lo que fue una de las épocas más trágicas de la historia argentina sino también el compromiso de mantener viva la memoria colectiva y seguir honrando el ejemplo de lucha de esos compañeros.

En ese sentido, el martes 16 de agosto se realizó una charla-debate en la Asociación Vecinal del Área 12, junto a familiares de la Masacre de Trelew como Hilda Bonardi de Toschi y Sara Kohon, y el concejal del Frente Para la Victoria en la ciudad de Rawson, Federico González.

Por otro lado, el domingo 21 se convocó a una vigilia de la que participaron militantes de distintas localidades de la provincia, familiares de las víctimas y el compañero y diputado nacional Santiago Igón, quien hizo hincapié en que la lucha de los compañeros está más viva que nunca.

Al otro día se convocó también al ex aeropuerto de Trelew y a la base Almirante Zar, en donde también se hicieron presentes, junto a autoridades provinciales y locales y las diputadas Josefina González y Fernanda Raverta.

La Masacre de Trelew fue escrita con sangre y cobardía, con esa mueca de horror propia de los genocidas y con el fatal determinismo de los asesinos, que al masacrar a hombres y mujeres se olvidan que afuera de esos muros de silencio, el pueblo siempre enarbola las banderas de memoria, verdad y justicia. Tal es así que recién 40 años después, gracias a una política de Estado –encabezada por Néstor y Cristina-, la Justicia dictó condena para los asesinos y partícipes de uno de los más sangrientos episodios cometidos contra el pueblo argentino.

UN NUEVO RETROCESO LAMENTABLE

El Tribunal Oral en lo Criminal Federal N°1 de La Plata resolvió, por mayoría, otorgarle la prisión domiciliaria al condenado Miguel Osvaldo Etchecolatz, en dos de las tres causas que tenía para resolver, por los crímenes cometidos en los centros clandestinos de detención Pozo de Quilmes y Pozo de Banfield.

La decisión fue firmada por los jueces subrogantes Germán Castelli y Alejandro Esmoris, con la disidencia de Roberto Lemos Arias, también subrogante, quien votó que continúe detenido a disposición del Servicio Penitenciario Federal (SPF) y que esta institución sea obligada a informar periódicamente sobre la salud.

La medida no se podrá efectivizar en lo inmediato porque el genocida permanece con prisión rigurosa en otras tres causas de lesa humanidad que tramitan ante el Juzgado Federal N°3 de La Plata, que rechazó el otorgamiento de ese beneficio. Por eso Etchecolatz continuará detenido en el Hospital Penitenciario de la cárcel de Ezeiza.

Etchecolatz fue el número dos de la Policía de la provincia de Buenos Aires que comandaba Ramón Camps durante la última dictadura. Ya fue condenado por Genocidio en numerosas causas por su responsabilidad en cientos de casos de desapariciones, torturas, homicidios de militantes, políticos, sociales y sindicales en el llamado ‘Circuito Camps’.

Asimismo, fue contra quien declaró Jorge Julio López en 2006, días antes de desaparecer por segunda vez en su vida, por lo que la liberación de este genocida significa también una afrenta para las víctimas, familiares, sobrevivientes y la sociedad en su conjunto, y un peligro contra los testigos que aún tienen que declarar en los juicios que afronta el represor.

El Estado argentino, que los últimos 12 años fue un ejemplo mundial en la lucha contra la impunidad, tiene la obligación de investigar y castigar los delitos de lesa humanidad. Este tipo de medidas significan un claro retroceso en la materia y pueden generar que nuestro país sea condenado a nivel internacional, por no cumplir con los tratados de Derechos Humanos firmados oportunamente.

NO JODAN CON HEBE

Miles de personas en la calle, y otro tanto a través de las redes sociales, frenaron esta tarde la embestida judicial contra la presidenta de la Asociación Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, declarada en “rebeldía” por el juez federal Marcelo Martínez de Giorgi como excusa para detenerla.

MESA DE TRABAJO CON EL COMITÉ POR LA LIBERTAD DE MILAGRO SALA

El martes 2 de agosto, compañeros de La Cámpora se reunieron con integrantes del Comité por la Libertad de Milagro Sala, a fin de tomar conocimiento de la situación procesal de la compañera y establecer una agenda común para seguir fortaleciendo el trabajo en cada rincón del país.

La reunión se llevó a cabo en la Sala de la Juventud Néstor Kirchner del Congreso Nacional, con la presencia de Máximo Kirchner, Andrés Larroque, Juan Cabandié, Axel Kicillof, Mariano Recalde, legisladores nacionales, provinciales y porteños y otros dirigentes territoriales de La Cámpora, quienes se reunieron con Alejandro ‘Coco’ Garfagnini, de la Tupac Amaru, y Elizabeth Gómez Alcorta, abogada del equipo legal que tiene a cargo la defensa de Milagro Sala.

Durante el encuentro, Garfagnini y Gómez Alcorta describieron el estado de persecución que se vive en la provincia de Jujuy, gobernada por el radical Gerardo Morales.

El Poder Judicial, digitado descaradamente por Morales, hace 200 días tiene detenida ilegalmente a la dirigente social Milagro Sala y persigue a todo aquel que tenga algún tipo de vínculo con la agrupación Tupac Amaru. Al respecto, los integrantes del Comité describieron la vulneración constante de derechos más elementales a los que son sometidos los habitantes de la provincia así como la persecución policial desatada contra los militantes populares.

Por otro lado, recordaron que mientras a Milagro se le siguen inventando causas judiciales día a día, hay otros 11 militantes de dicha organización que continúan privados de su libertad, como el caso de su marido, su abogado defensor y otros miembros de la agrupación que permanecen en pésimas condiciones de vida.

La provincia vive en un estado permanente de miedo que remite a los momentos más oscuros de la historia de nuestro país, cuando empresarios como Carlos Blaquier se enriquecían a costas del hambre del pueblo y prestaban sus instalaciones para facilitar la represión más sangrienta de la historia. Milagro permanece ilegalmente detenida por haber enfrentado a esos poderes económicos, pero también por organizar a las clases populares y estar presente en cada juicio de lesa humanidad, como cuando Blaquier debía sentarse a declarar por su complicidad en violaciones a los derechos humanos y la dirigente logró convocar a más de 100 mil militantes organizados.

Por otro lado, la detención de Milagro Sala es utilizada para tapar el ajuste que el radicalismo está aplicando en la provincia, con el mismo método utilizado por su socio Mauricio Macri en el resto del país. Como ha manifestado el periodista y miembro del CELS, Horacio Verbitsky, lo que sucede hoy en Jujuy se trata de un globo de ensayo para luego aplicar estas políticas represivas en todo el país, atacando y persiguiendo impunemente a los sectores que estén organizados y dispuestos a luchar por sus derechos.

Los integrantes del Comité agradecieron el compromiso asumido por La Cámpora desde el primer momento, mientras que Máximo Kirchner aseguró que la organización seguirá desarrollando acciones para visibilizar la gravedad de la situación. A su vez, se comprometió a brindar apoyo al equipo jurídico que trabaja por la libertad de los detenidos.